Vieja impunidad, nueva normalidad

, por  Comité Cerezo México , popularidad : 20%

En México se siguen violando los derechos humanos. Esto destacan Comité Cerezo México, quienes en conjunto con ACUDDEH y la Campaña Nacional Contra la Desaparición Forzada, hace pocas semanas presentaron su noveno informe sobre las violaciones de los derechos humanos de las personas defensoras cometidas por el Estado mexicano durante el último año.

En esta edición del boletín levantaremos algunos de los puntos claves del informe y también nos adentraremos en cómo el trabajo de SweFOR se ha visto afectado por el contexto actual y, sobre todo, por la pandemia.

“Defender los Derechos Humanos en México: la impunidad no termina”

Desde 2014, SweFOR acompaña al Comité Cerezo México, organización que acaba de iniciar su vigésimo año de defensa de derechos humanos. Por casi una década han sacado informes anuales sobre la situación y las violaciones que viven las personas y organizaciones defensoras en México.

Desde que inició el sexenio de AMLO, a finales de 2018, Comité Cerezo México ha observado que la represión sistemática hacia personas defensoras por parte del Estado sí ha disminuido, sobre todo a nivel federal. Pero también destacan una gran falta de voluntad política para abordar las violaciones cometidas a nivel estatal, o perpetradas con anterioridad al sexenio actual. En México, la impunidad sigue cerca del 99%, y según el Comité Cerezo México, si no se hace lo suficiente para llegar a la verdad sobre las violaciones a derechos humanos cometidas, esta impunidad se perpetuará.

El informe documenta que, desde junio de 2019 a mayo de 2020, de los 1921 actos de violaciones a derechos humanos, 9 fueron ejecuciones extrajudiciales de personas defensoras y 4 fueron desaparecidos forzadamente, y que el 89% de las violaciones a derechos humanos, es decir, un total de 1477, fueron cometidas por autoridades estatales.

Por otra parte, en lo que hace a los derechos defendidos, el informe documenta que el derecho más comúnmente defendido por las personas defensoras es el derecho a la protesta, resultando en 169 detenciones arbitrarias. Por primera vez, dentro de esas personas detenidas arbitrariamente, se documentó que el 50% se trataba de mujeres.

En lo que hace Chiapas, éste fue el segundo Estado de México con más actos de violaciones a derechos humanos, con un total de 563 y, en todas las categorías de violaciones documentadas, Chiapas se coloca entre los 5 peores Estados con 33 detenciones arbitrarias, 1 ejecución extrajudicial y 2 desapariciones forzadas.

Por último, es importante resaltar que, desde los 8 informes anteriores, estados como Guerrero y Chiapas han ocupado los primeros lugares en la lista de estados con alto número de actos que constituyen violaciones a derechos humanos en contra de personas defensoras de derechos humanos.

Adaptarse a la nueva normalidad

Como se evidencia del informe del Comité Cerezo México, la situación de las personas defensoras en Chiapas constituye un gran desafío y trae riesgos específicos.

Estos desafíos se vieron exacerbados por la pandemia y causaron una transformación en el trabajo de SweFOR. En primer lugar, hemos empezado a llevar a cabo acompañamientos comunicativos mediante entrevistas con distintas personas defensoras de derechos humanos: Centro de Derechos Humanos Digna Ochoa, víctimas de desplazamientos forzados internos en Chilón, Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas sobre desplazamientos forzados internos y sobre víctimas de tortura y una entrevista con el Comité Cerezo México.

Por otro lado, nuestra presencia física en el terreno tuvo que ser suspendida y compensada por monitoreo frecuente a las personas defensoras que acompañamos, así como acompañamientos remotos a eventos puntuales, como hicimos hace unas semanas con la liberación de una persona privada de libertad acompañada por el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas.

Sin embargo, tras varios análisis internos, poco a poco comenzamos a retomar nuestra presencia en terreno e, incluso, a formalizar nuestra relación con nuevas organizaciones acompañadas como el Centro de Derechos de la Mujer de Chiapas.

Por último, hemos mantenido una gira de incidencia virtual con agentes estatales a nivel estatal y federal, así como algunos actores internacionales a los efectos de llevarles la situación en Chiapas sobre el acceso a la justicia -espacio de acción reducido por la contingencia-; sobre el registro de víctimas en el Estado; sobre la situación de las personas privadas de libertad y de las personas desplazadas forzadamente, entre otras temáticas.

SweFOR - Movimiento Sueco por la Reconciliación

Somos una organización ecuménica de paz y noviolencia fundada en 1919. Trabajamos por el desarme, la reconciliación, el respeto a los derechos humanos y la resolución pacífica de los conflictos.
Los observadores internacionales de SweFOR en México acompañan y forman parte de una presencia internacional de protección desarmada a organizaciones locales, defensores de derechos humanos en el estado de Chiapas.

Ver en línea : Vieja impunidad, nueva normalidad

Navigation

AgendaTous les événements

octubre de 2020 :

Nada para este mes

septiembre de 2020 | noviembre de 2020